Ir

    Twittear

    G+

    0

    Publicado : 16/05/2017 | 21:37

    Entrada 11

    El principio del fin

    Estábamos sobre la cama, sentados. En nuestra casita del Sauce. Felipe no podía mirarme a los ojos y a mí ni siquiera me salían las lágrimas. Estaba tan agobiada frente a cada una de las palabras de Felipe que el alma se me iba secando de a poco.

    -Ya no puedo más así.-me dijo.

    -No entiendo qué te pasa, Felipe, ¿por qué?

    -¿Qué es lo que no entendés, Eugenia?

    -Por qué me dejás.

    -Porque esta situación ya es insostenible.

    -¿Ahora te das cuenta?

    -Sí, ahora.

    Felipe se levantó de la cama y sacó unas llaves de su bolsillo. Eran de nuestra casa. Las miró un rato largo y luego me miró a mí.

    -Estás esperando un hijo y ni siquiera es mío.-dijo con recelo.

    Tiró las llaves sobre la cama y salió por aquella puerta que derribábamos cada vez que entrábamos besándonos. Cada vez que ansiábamos esos momentos. Cada vez que sentíamos que el tiempo y el espacio no existían y podíamos ser únicos. Sólo él y yo. Pero Felipe se fue. Sin agregar ni una palabra más. Se fue. Yo estallé en un llanto.

    -Es una hija.- dije con la intención de que me escuchara.

    Algo que no sucedió. Y yo caí derrumbada sobre la cama.

    Destacado

    Web Blog

    Entrada 12

    Voyeur

    Entrada 9

    Té para tres

    Entrada 4

    Febrero mío

    Entrada 3

    La puerta roja

    Entrada 2

    Al filo

    Entrada 8

    La Islita